twitter  facebook   youtube instagram  googlepic 

MENSAJE DEL CUSTODIO

Puesto que Dios los ha elegido a ustedes, los ha consagrado a Él y les ha dado su amor, sean compasivos, magnánimos, humildes, afables y pacientes. Col 3, 12s

001Terminamos el año y llegamos a ustedes con este nuevo Boletín en el que recogemos lo vivido durante el mes en algunas de las fraternidades. A nuestros correos nos ha llegado una pequeña restructuración de las colaboraciones tanto para el grupo de WhatsApp como para este medio. Sabemos que la comunicación es importante pero las tareas pastorales y fraternas o la falta de práctica no siempre nos permiten comunicar lo que hacemos. Desde el secretariado de la comunicación poco a poco queremos realizar algunos ajustes que nos permitan una mayor agilidad comunicativa y estar acorde con los nuevos retos que se nos plantean.

Quiero, no obstante, aprovechar este momento para agradecer a todos quienes mes a mes colaboran con sus escritos y nos hacen conocer muchas actividades que caso contrario nunca las conoceríamos. Y en esto debo agradecer también a bastantes laicos que han compartido sus crónicas en las que dejan entrever su cercanía y cómo ellos nos consideran. Casi estoy seguro que no leerán estas líneas, pero de corazón y en silencio les agradecemos porque son parte importante de nuestro ser familia capuchina.

En vísperas, nunca mejor dicho, de iniciar el nuevo año quiero unirme a todos ustedes en los deseos que se anidan en nuestros corazones: crecer en nuestra respuesta a la vocación a la que hemos sido llamados; deseos de no guardarnos nada para nosotros, sino el de gastar nuestra vida en la entrega generosa a las personas que nos rodean; deseos de hacer este camino de fe con otras personas consagradas o laicos y laicas; deseos de alimentar nuestra vida desde el evangelio y el carisma; con alegría y con una necesaria dosis de sacrificio y confianza en Dios y los hermanos.

Hermanos, reitero mi saludo agradecido por todo lo vivido y rezo para que se cumplan todos nuestros deseos en el año venidero. Que sea para todos de crecimiento y bendición:

Que el Señor nos bendiga y nos guarde. Nos muestre su rostro y tenga misericordia de nosotros Nos mire con bondad y nos conceda su favor Amén.

Hno. Dick Ramírez

Comentarios potenciados por CComment

Visitas:visitas

Záparos N50-67 y Cristóbal Sandoval - Telfs: 593 2 3302 373 / 2441 828 - Quito • Ecuador